ALDEA COTIDIANA

           En HOLGUIN, Cuba, como en todos los lugares del mundo, ocurren hechos triviales, bellos a fuerza de fugaces                                                          Esta ciudad la construyeron mis padres vísperas de mi nacimiento y quisiéramos que nada se perdiera, que todo lo que fue haciéndose desde nuestros padres a nosotros, permaneciera intacto y puro, porque la ciudad es el escudo que hace que nuestros nombres no se olviden                                                    300 aniversario del pueblo de Holguín en 2020
gadgets para blogger

Toda la aldea a la mano

HÉCTOR LAVOE INTERPRETA AL HOLGUINERISIMO GUAYABERO

19 de mayo de 2017

IV Frente Oriental Simón Bolívar. Espacio geográfico

En Mir, Holguín, se encuentra el Monumento y Museo del IV Frente Oriental Simón Bolívar


Para comprender la historia del Cuarto Frente es elemental ubicarlo en el espacio cubano en el que existió y en el que se desarrollaron los acontecimientos. Su zona de operaciones comprendía los municipios de Victoria de las Tunas, Puerto Padre, Gibara y  gran parte de Holguín y Bayamo. Incluso, sus fuerzas llegaron a incursionar de una forma más o menos estable en los límites entre Camagüey y Victoria de las Tunas y en ocasiones en Manzanillo. 
Oscar Orozco Viltres
Jefe de Pelotón del IV Frente
Pero aún con la anterior explicación, todavía es difícil determinar con exactitud el área que abarcaba el frente. Si bien en Gibara, Puerto Padre y Tunas estaba muy bien definida, ocupando todo su territorio, en Holguín los límites son más imprecisos pues ese municipio también operaron tropas del Segundo Frente, principalmente en el barrio de San Germán. En Bayamo por su parte también actuaron fuerzas del Primer y Tercer Frente.
Como cálculo muy general se calcula que las fuerzas del Cuarto Frente operaron en un territorio que abarcaba alrededor de nueve mil kilómetros cuadrados. 
La riqueza de esa amplia área territorial en tiempos de la guerra se basaba, fundamentalmente, en la agricultura y la industria de transformación de productos de esa actividad; principalmente la azucarera con diez centrales, dos de ellos, El Chaparra y el Delicias, entre los mayores de Cuba. La ganadería era otro renglón importante con unas 537 874 cabezas.
A lo anterior se unía la producción de arroz y una gran variedad de cultivos como tabaco, granos, en especial frijoles, viandas, hortalizas, maíz, papa y otras diversas producciones que servían de subsistencia a sus productores o se integraban al mercado local o nacional.